Written by 13:50 Sociedad

Hoy se celebra el Día Internacional de la Bisexualidad: la lucha por la visibilización y el respeto

Esta fecha recuerda la visibilización de las personas que se encuentra emocional, afectiva y/o sexualmente atraída a personas que percibe como su mismo género, así como del género opuesto.

¿Por qué darle importancia a una orientación sexual?, por el simple hecho de que el odio o desprecio conocida, como bifobia, se puede manifestar como bromas intencionadas, falta de credibilidad, o abiertamente como insultos. 

Esta clase de actitudes afectan negativamente el bienestar mental y emocional de las personas bisexuales, especialmente las más jóvenes, reportando más problemas mentales como ansiedad, depresión, estrés, mayores tasas de muertes por mano propia en comparación con heterosexuales, homosexuales, gays y lesbianas. En muchos casos, la bifobia es también un producto de la falta de información.

La primera y típica pregunta es si la bisexualidad es solamente una fase. Ser bisexual no siempre significa que la atracción hacia más de un género está dividida en, por ejemplo, 50-50 parejo, o 40-60 de manera constante y definida. Hay quienes tienen mayormente pero no exclusivamente atracción a un género. Hay también para quienes la atracción fluctúa a través del tiempo y de acuerdo a ciertos contextos.

Esta clase de falsas creencias han sido en cierta medida facilitadas por la ciencia. Muchos estudios sobre bisexualidad se han centrado en perspectivas monosexuales (heterosexuales y/o homosexuales), distorsionando los resultados y la experiencia de las personas bisexuales. También se ha sugerido erróneamente que la bisexualidad es una orientación inacabada, como si ésta fuera una simple transición hacia la homosexualidad. 

Nadie tiene la obligación de ofrecer “pruebas” de su bisexualidad. Tener conciencia de que la atracción sexual de uno mismo puede ser bisexual es suficiente. Nuestra orientación sexual puede no estar escrita en piedra por el resto de nuestras vidas, por lo tanto, es bastante válido vivir una etapa de transición o cuestionamiento sin tener que “tomar una decisión” por el resto de nuestras vidas, o definir claramente nuestra orientación bajo una etiqueta.

Las experiencias no heterosexuales, ya sea sexuales, afectivas o sociales, muchas veces son facilitadas o reprimidas por el contexto en que nos encontramos.

Por lo que es importante tener en cuenta que no siempre existe un espacio abierto y seguro para explorar libremente cualquier orientación sexual no hetero; a veces hay circunstancias en las que priorizar el bienestar físico y emocional implica permanecer dentro del clóset, lo cual es también válido. Lo que significa que no tenemos el derecho ni debemos forzar a alguien a salir de este lugar es una decisión propia que debemos respetar.

GV

(Visited 27 times, 1 visits today)
Close