Written by 16:28 Tecnología

Meta: crónica de una muerte anunciada

Al igual que Elon Musk con Twitter, Mark Zuckerberg no logra sostener su megaproyecto. Los resultados no son los esperados. Con despidos y cancelaciones de proyectos apunta a una rápida caída.

El creador de Facebook se encuentra en graves aprietos. Tras despedir a cerca de once mil empleados y cancelar sus proyectos de pantallas inteligentes y de smartwatches con el objetivo de mantener estables las finanzas de la empresa, el futuro no es prometedor para el proyecto más revolucionario del empresario.

A pesar de la increíble presentación de Meta, que prometía una realidad virtual y una vida paralela, esta idea no cumple las expectativas de su creador. El costoso desarrollo y mantenimiento por ahora provocaron más pérdidas que ganancias. Esto obligó al neoyorkino a realizar el mayor despido desde la creación de su compañía. A su vez, la suspensión del proyecto Portal de pantallas inteligentes y de sus reloj inteligente propio de Meta fueron también consecuencias del osado proyecto.

Meta, ex Facebook, la nueva apuesta millonaria de Mark Zuckerberg

Las pantallas digitales Portal fueron resultado del incremento en la compra de tablets y iPads que se produjo durante la pandemia. El CEO de Meta buscaba mantener la oferta y demanda de estos productos. Sin embargo, el consumo comenzó un descenso gradual una vez levantadas las restricciones del COVID-19, lo que relegó la compra de pantallas inteligentes casi exclusivamente a las empresas. Por lo que se volvió ineficiente seguir con el plan.

Por otro lado, la creación de los smartwatch también fue paralizada. Habían prometido funciones nuevas, como integrar una cámara al reloj, con tal de meterse en este mercado. Ahora el futuro de esta nueva tecnología se ve postergado hasta nuevo aviso.

¿Estamos acaso frente a una crisis masiva de las plataformas digitales? Primero Twitter, ahora Meta (ex Facebook) e inclusive Amazon afronta despidos masivos. Las pérdidas de miles de millones de dólares golpean a los empresarios. Mantener la guardia alta les está costando más de lo que pensaban. Las empresas millonarias se encuentran tambaleantes. Es casi imposible predecir si lograrán estabilizarse o continuarán en caída, tan solo queda seguir de cerca sus movimientos y esperar lo mejor.

S.DL

(Visited 72 times, 1 visits today)
Close